Archivo | febrero, 2014

La Superación del Sufrimiento por medio de la Evolución

9 Feb

integración

Cuando la Biblia nos enseña que el ser humano ha llegado a vivir en este plano de existencia por lo que allí se entiende como el pecado original de Adán y Eva, y que por esta razón sufrimos el sufrimiento, o cuando el Buda nos enseña que “todo es sufrimiento”, ambos nos enfrentan a la misma evidencia e intuición: sufrimos, pero podríamos dejar de sufrir…

Además, nos enseñan que el sufrimiento está en la raíz de nuestro ser, en nuestra alma, en nuestro cuerpo, en nuestro mundo físico y natural, y que por más que durante mucho tiempo o de acuerdo a las circunstancias que nos toquen vivir tengamos la fortuna de no experimentarlo, de manera que podamos reconocernos como personas alegres, optimistas, ganadoras, positivas, aun así en nuestra fragilidad y en nuestra mortalidad está latente igualmente la posibilidad del sufrimiento no sólo de nosotros mismos, sino de la humanidad toda. Sigue leyendo

Tu espacio sagrado

2 Feb

lago bosque montaña

Todas las personas debiéramos tener un espacio sagrado, un espacio de intimidad, un espacio de libertad absoluta, un espacio irrenunciable, un espacio de autenticidad suprema y de completa honestidad y unión con la existencia en su más amplio y profundo sentido.

Puede parecer un estado de soledad, pero es un espacio lleno, lleno de seres, cosas, entidades, delicadezas, verdades que postergas cuando te relacionas a diario con tantas personas, con tantas emociones, con tantas entretenciones, con asuntos importantes y serios, incluso con tus seres amados.

Puede parecer un acto y dimensión egoístas. Lo es en cierto sentido, como cuando respiras para ti y no para los demás. Como cuando lloras y no ríes, o cuando no lloras como esperan los demás y ríes… Reconócete pequeño y humilde entonces ante los otros hermanos, en ese espacio pequeño tuyo, muy tuyo, en ese espacio casi invisible dentro de un universo infinito, en ese espacio que evita dañar a toda forma de existencia, pero que no puede evitar exclamar “yo”, para seguir viviendo…

En ese espacio tuyo, íntimo, serás el rey, serás el dios, serás la paz y el amor que el mundo nunca te podrá otorgar… Cuídalo, protégelo, no entres descuidadamente a él con los pies sucios. Antes de entrar, desnúdate, y no temas entrar así; deja que allí todo te experimente desnudo, tal como eres. Nunca te avergüences en este espacio de ser quien eres. Deja afuera todo lo inconciente de ti mismo y del universo… Si es necesario, entra cargando tu cruz, pero nunca en inconciencia.

En ese espacio tuyo, íntimo, transparente, tal vez te descubras a ti mismo y te pongas a llorar… Tal vez descubras toda tu miseria, tu estupidez, tus errores repetidos, en una palabra, tu inconciencia, y quieras huir de allí… Tal vez quieras huir de ti mismo… ¡Detente!… Si destruyes ese espacio sagrado jamás volverás a encontrar el perdón, el perdón que solo tú puedes concederte a ti mismo… Es verdad que la pureza es una jueza demasiado severa para nosotros imperfectos, acostumbrados a arrastrar una humanidad mezquina pero exitosa… Desde esa maravillosa altura sufrirás contemplándote a ti mismo; sufrirás más de lo que ningún sufrimiento experimentado en tu vida cotidiana te pueda hacer sufrir. Pero mira bien, si allí no hay puertas ni ventanas ni muros hacia tus propias posibilidades. Desde ese dolor también serás dios, y podrás transformar tu miseria como el universo transforma su propia miseria evolucionando… Para alcanzar una Felicidad que por ahora sólo dentro de tu espacio sagrado puedes anticipar y experimentar para ti y para todos tus hermanos humanos…

AURI

El "Mundo de los Ángeles" es un Mundo luminoso, al mismo tiempo que sorprendente, inimaginable e incomprensible para la consciencia del ser humano, que no hay que razonar demasiado, sólo lo justo. Busca esa razón "dentro" de tu Corazón y encontrarás las verdaderas respuestas.

Café Esotérico

AUTOTRASCENDENCIA SANO EVOLUTIVA